A estas alturas ya a todos nos suena que es eso del email marketing. Muchos piensan que se trata de enviar emails masivos a sus actuales clientes, otros que es comprar una lista de contactos y colapsarlos igualmente de emails y otros en cambio creen que es una forma de comunicarse con sus clientes, pero sin el objetivo de vender.

La realidad es que el email marketing es mucho más que las tres ideas anteriores. El email marketing es una herramienta que te permite contactar con clientes y potenciales clientes para perseguir tres objetivos: aportarles valor, construir una relación con ellos y finalmente vender. Date cuenta de que vender está en tercer lugar y no en el primero, por lo que no pretendas utilizarlo para ir a la Z sin pasar por la A.

Email marketing, pero con una estrategia

Dado la introducción anterior sobre el email marketing, a nadie le cabe dudas de que es una herramienta muy poderosa en muchos sentidos. Ciertamente lo es, pero también puede ser un arma de doble filo si no se utiliza correctamente.

Implantar la herramienta sin una estrategia que te permita segmentar, medir y con textos que realmente lleguen, o no aporten valor, no tiene ningún sentido. Es más, no sólo te conllevará a un esfuerzo extra sin resultados, sino que también irá en tu contra porque tus clientes te terminarán odiando por spam.

Por ello, es muy importante que definas tus embudos de ventas en tu estrategia de inbound marketing, que luego segmentes a todos tus contactos, que personalices el email perfecto para cada segmento, que escribas textos que lleguen y que finalmente midas.

El futuro del email marketing

A día de hoy el email marketing se consolida como uno de los canales más fuertes no sólo para vender, sino también para generar. Podemos asemejarlo a un altavoz de empresas donde se comunica todo, desde eventos, hasta ofertas, nuevos artículos del blog, noticias, etc. A diferencia de muchas otras formas de comunicación y publicidad, el email marketing no decae, sino que se refuerza con nuestras estrategias y tecnologías.

Así, las nuevas tendencias nos indican que en un futuro próximo tendremos:

  • Inteligencia Artificial en el Emailing para segmentar los contactos con los parámetros establecidos y en función de su comportamiento de compra.
  • Email Marketing Contextual y Automatización, es decir, el contenido del email cambia cada vez que este se abre y en función de unas reglas predefinidas (por ejemplo un cambio de stock, el fin de una oferta, etc)
  • Storytelling en el contenido del email. Aunque esto ya está implantando actualmente, las nuevas tendencias van más allá de contar historias, llegando incluso a cautivar y dejar huella en el lector del email. Segmentar y cautiva y llegarás lejos.
  • Integración entre Emails y Altavoces Inteligentes. Los altavoces inteligentes pueden leer nuestros emails en un futuro cercano y hacernos una síntesis del contenido, además de recordarnos si hay alguno que nos puede ser de especial interés, según nuestras necesidades del momento.
  • Emails cortos y concisos. En la era del estrés y de todo lo rápido, ¿cómo pretenden algunas empresas que a veces nos leamos sus emails de miles de palabras y una longitud descomunal? Por ello hay que ser rápidos y concisos para cautivar al cliente y contar lo que quieres contar. Muy importante reducir el largo de la newsletter y el peso, y eso sí, ser efectivos siempre.

No te vamos a mentir, diseñar una estrategia de email marketing, implantarla, automatizarla, medirla y optimizarla no es una tarea fácil. De hecho, dentro de una estrategia de marketing digital puede ser uno de los procesos más difíciles, pero no es imposible si esto se lleva en manos de expertos, y de esos tenemos unos cuantos en nuestro equipo de Ködemic.